Balance 2012

Aprender.

Si algo paso este año es que la vida me pego algunas cachetadas y me grito “aprende boludo, va por aca”.

Aprendí sobre la vida, sobre las relaciones, sobre conocer a las personas y a dejarme conocer.
Aprendí sobre mi trabajo, sobre lo que quiero y sobre lo que no. Aprendí a decir que no, que hay cosas que no quiero hacer.

Aprendí sobre el placer.

Aprendí sobre mi extraño cuerpo y su fuckin’ comportamiento errático. Sobre la fragilidad del mismo. Sobre la necesidad de darle bola a tiempo y dedicarle esto último.

Aprendí también que las cosas que siempre me costaron, lamentablemente me siguen constando (y probablemente nunca dejen de hacerlo)

..

Fue un año maravilloso en muchísimos sentidos, y medio “meh” en otros.

El 2013 ya arranca con todo. Casa establecida, trabajo nuevo y rodeado de amigos. Va a requerir mucho de mi, muchos sacrificios y muchas pruebas. Veremos si estoy a la altura.